Lunes 21 de Agosto del 2017
Santo Domingo, República Dominicana

Ruddy L. González

¿Hasta cuándo?
Lo ocurrido en Pedernales-Anse-‡-Pitre, el 2 de enero pasado, no puede verse como un incidente más, rutinario en el estado de las relaciones RD-Haití, como han pretendido hacer creer algunos funcionarios del gobierno así como periodistas, ‘comunicadores’ y medios públicamente comprometidos con la causa haitiana.
 
Ese episodio demostró dos cosas: que no hay interlocutores válidos, con autoridad, en el Estado haitiano y que no hay el mínimo respeto, ni ‘temor’ a una reacción de nación por una agresión a funcionarios y ciudadanos nuestros.
 
Cierto, y muy bueno, que hubo una nota de protesta de la Cancillería y que, como dijera el Consultor Jurídico del Poder Ejecutivo, César Pina, se actuó con ‘suma prudencia’, a fin de evitar agravar el conflicto.
 
Sin embargo, para el embajador Fritz Cinéas y la prensa conservadora haitiana ñmuy influyente en las decisiones de la cúpula gobernante y dominante de Haití-, lo que ocurrió fue un ‘incidente sin importancia’, sensacionalizado por la prensa y los ‘ultranacionalistas’ dominicanos, cuyos nacionales ‘provocaron’ el lío. Estas posiciones fueron aplaudidas por esos ‘comunicadores’ y medios pro haitianos.
 
En medio de este desagradable hecho, el ministro de Interior, Ramón ñMonchy- Fadul, propone otorgar una visa de no residente, por dos años, a los haitianos ilegales regados por todo el país.
 
Esta es una admisión pública del fracaso de los programas de Regularización y Naturalización, que con todas las medidas humanitarias ha emprendido el Estado a un costo de más de $1,000 millones de pesos. Programas torpedeados por el gobierno haitiano, empresarios privados y grupos de comunicadores y de la sociedad civil financiados por ONGs y gobiernos que insisten en que debemos asumir, con todas sus consecuencias, el grave problema del Estado fallido que representa Haití.
 
Ante estas afrentas y derrotas, el Estado dominicano en vez de responder con medidas fuertes ñque no tienen que ser violentas ni humillantes, pero sí firmes- cede de nuevo al chantaje del ‘respeto a los derechos humanos’.
 
¿Y los derechos de sobrevivencia, al trabajo, de dignidad y hasta de soberanía de los dominicanos desplazados cada vez más por esta oleada haitiana que nos desbordan?

tras Opiniones de Ruddy L. González

OTROS OPINADORES

Luis José Chávez
Una sentencia abominable
Ramón Antonio Veras (Negro)
Mi apreciación del debate político hoy
Como dice el dicho...
En tiempo de plátanos caros
Encuesta
¿Logrará reelegirse en 2016 el presidente Danilo Medina?
Finanzas
DOLAR US
Compra RD: 44.68
Venta RD: 45.00
EURO €
Compra RD: 48.95
Venta RD: 52.60
Combustibles
Premium RD: 225.50
Regular RD: 205.10
Gasoil RD: 173.20
Gas Pro. RD: 81.70
Gas (sub.) RD: 30.50
El tiempo
El Tiempo en Santo Domingo